Una serendipia es ...

Una serendipia es un descubrimiento o hallazgo afortunado e inesperado. Así que espero que lo que aquí encuentres sea afortunado y útil para tu crecimiento, además que sea inesperado pues siempre se recibe todo gratamente cuando no tienes expectativas.

06 enero 2015

El pozo abandonado


Tal vez hayas visto lo que sucede cuando el pozo de una aldea es abandonado; cuando la gente dejar de ir, como la primera cosa de la mañana y otra vez al atardecer, para sacar agua nueva y limpia de la fresca oscuridad de sus profundidades; cuando nadie acude para saciar su sed o sacar agua y llevarla a casa, para beber o cocinar. ¿Qué pasa cuando nadie va al pozo? ¿Permanece limpia el agua? Sí, por un tiempo. Hay un lapso de serenidad y pureza continuada –hasta que ocurre el primer accidente. Tal vez una rama cae en el agua y nadie la retira, o quizá alguien que pasa quiere deshacerse de alguna basura y descuidadamente la echa dentro del pozo. Siempre hay un comienzo, un primer paso hacia una caída, y por lo general es algo muy común, nada dramático.

Pero una vez que el deterioro se instala, tiene su manera de acelerarse. Si la rama del árbol se deja en el agua, se pudre y vuelve al pozo nauseabundo. Si el polvo y las hojas se dejan acumular sobre la superficie del agua, se cuajan. Entonces se incuban mosquitos. La enfermedad pulula. De manera natural, la gente comenzará a tirar basura alrededor de un pozo así. Con el tiempo, los maleantes se asientan en el área. Jamás soñarías con beber el agua de semejante pozo. Darías un rodeo con tal de evitarlo.

Desde luego, podrías preguntar por qué la gente abandonaría, en primer lugar, un pozo tan magnífico. Puede haber toda clase de razones. Alguien pudo haber dicho que había mejor agua en otra parte. Tal vez alguien cavó otro pozo en una ubicación más conveniente. O quizá durante una sequía la gente temió que el pozo pudiera agotarse y perdió el hábito de usarlo. O puede ser que unos vecinos hubieran peleado y hubiesen comenzado a evitar la fuente de agua común, por razones que con el tiempo ellos mismos habrían olvidado. Quizá unos vándalos cortaron la cuerda y robaron el cubo tantas veces que la gente se cansó de reemplazarlos. O tal vez comenzaron rumores: alguien se enfermó y le echó la culpa al agua, alguien fue asaltado allí temprano por la mañana, o quizá alguien vio un fantasma. Las posibilidades son inacabables, pero cuando llegas al fondo de la cuestión, cualquiera que haya sido la causa, el resultado es el abandono; y la triste verdad es que, una vez que comienza el abandono desata un proceso de decadencia que desarrolla su propia aceleración, y es muy difícil detenerlo.


Estamos hablando de pozos y pueblos antiguos, pero a decir verdad, la analogía no es tan distante. Toma un momento ahora y pregúntate: ¿Cuántas veces he abandonado mi propio manantial de entusiasmo, mi propia fuente de alegría, claridad, pureza y renovación? ¿Me alejé alguna vez de la inmaculada fuente de paz que hay dentro de mi? Si lo hice, ¿por qué? ¿Me dejé distraer por placeres fáciles, aunque muy pronto se secaban? ¿Me fui acostumbrando poco a poco a otra fuente de agua que era menos clara, menos pura, hasta que en realidad olvidé el sabor de la fuente verdadera? ¿O tenía miedo ir más profundamente hacia mi interior? ¿Miedo de los depredadores desconocidos que pudieran estar acechando mi interior: recuerdos vergonzosos, dolor o culpabilidad, fantasmas del pasado? ¿O fue algo del exterior que me sedujo a apartarme? ¿Me volví, quizá, un poco holgazán y busqué un pozo más fácil de mantener? ¿Cómo abandoné mi manantial de entusiasmo? ¿Qué me impide ir hacia adentro?

El manantial de entusiasmo es tu derecho innato. Es todo el propósito de tu venida a este mundo. Recurre constantemente a este manantial: experimentarás un tesoro inmenso.


Swami Chidvilasananda
(Entusiasmo)


2 comentarios:

  1. Hermoso !!!!
    Ultimamente siento que lo he abandonado :-(

    ResponderEliminar
  2. Hola,
    Es siempre un placer pasar por tu casa y apreciar tus post

    Empezamos con el desafío que forma parte de los cambios y novedades que queremos introducir en nuestro Farol.

    Contamos con tu presencia y participación en esta iniciativa que creemos que nos hará más próximos y fortalecerá nuestros lazos de amistad.

    Besos / abrazos
    Tétis Argos y Poseidón

    ResponderEliminar