Una serendipia es ...

Una serendipia es un descubrimiento o hallazgo afortunado e inesperado. Así que espero que lo que aquí encuentres sea afortunado y útil para tu crecimiento, además que sea inesperado pues siempre se recibe todo gratamente cuando no tienes expectativas.

03 noviembre 2016

La necesidad de NO posponer lo Importante

La mayoría de nosotros hemos experimentado las ocho fases de posponer:

Fase 1: “Esta vez voy a empezar con más tiempo.” (esperanza)

Fase 2: “Debo empezar pronto.” (Un poco de tensión)

Fase 3: "Debí empezar antes.” (Culpabilidad)

Fase 4: “Aún hay suficiente tiempo para hacerlo.” (Falsa seguridad)

Fase 5: “¿Algo no está bien, no sé que me pasa?” (inicio de la desesperación)

Fase 6: “¡No puedo esperar más tiempo!” (Intenso dolor)

Fase 7: “Solo empieza a hacerlo” (acaba de una vez con esto!)

Fase 8: “La próxima vez, empezaré con más tiempo.” (Y el ciclo empieza nuevamente)


Aplazar o posponer las cosas en nuestro trabajo puede causar estragos a otros y también a nosotros mismos. También ocasiona presión innecesaria y problemas – se pierden oportunidades, tiempo y dinero.

El mayor problema de posponer es que ¡se vuelve adictivo! Mientras más le cedas lugar, más difícil será cambiar. Posponer las cosas para hacerlas en otro momento se vuelve un estilo de vida que le causará – y a veces a otros – una gran desdicha.

La Biblia ofrece un consejo en este problema de posponer continuamnte: “Si esperas a tener las condiciones perfectas, nunca harás algo” (Eclesiastes 11:4).

Entonces ¿Cuál es la solución? Tengo 4 consejos:

· ¡Deja de poner excusas!

· Date cuenta que el perfeccionismo paraliza el rendimiento!

· ¡Enfrenta tus temores!

· ¡Enfocate en la ganancia, no en el dolor!


En pocas palabras, cuando tengas algo importante que hacer, no lo retrases: ¡HAZLO AHORA!

¿Lo que has estado posponiendo, necesita hacerse ahora? ¿Algo del trabajo? ¿algo de la casa? ¿algo de la iglesia? Este es el momento de ponerte en acción. ¡HAZLO AHORA!

Tal vez te ayude hacer esta simple oración: "Dios ayúdame a HACER lo que ya sé que debo hacer. ¡Ayúdame a hacerlo HOY!”

La Biblia nos ofrece dos consejos más que nos ayudan a superar el destructivo hábito de posponer: "No te jactes del día de mañana, porque no sabes lo que el día de mañana traerá” (Proverbios 27:1). “Este es el día que hizo el Señor; nos gozamos y alegraremos en él” (Salmos 118:24).

Este es el UNICO día que tenemos – y tal vez ni siquera eso. Así que, ¡HAZLO AHORA!

Rick Warren

No hay comentarios:

Publicar un comentario